Audi eROT: Suspensión con recuperación de energía

11 de agosto 2016

Actualidad
Néstor Abarca

Néstor Abarca

Audi

Un proyecto con luz verde

La electricidad en el mundo del automóvil ya es toda una realidad. Cada vez ruedan más coches híbridos y eléctricos puros por las carreteras de todo el mundo y la cosa, por supuesto, va a ir a más. Se están diseñando baterías más eficientes y de mayor capacidad, se está mejorando la regeneración de la energía mediante la frenada pero… ¿nadie había pensado en recuperar esa energía mediante las suspensiones?

Parémonos a pensar un momento. A ver, la suspensión tiene un movimiento de compresión y extensión, por lo tanto, ese movimiento produce energía que se podría extraer colocando un alternador y listo, ¡a generar electricidad! ¿no?

Básicamente esto es lo que ha hecho Audi. Obviamente, el concepto va mucho más allá de colocar un simple alternador y a tirar millas -lo de antes era ironía-. Actualmente la marca alemana está trabajando en un prototipo denominado eROT, en el que unos amortiguadores rotativos electromecánicos, con unos motores eléctricos dispuestos horizontalmente, sustituyen a los amortiguadores hidráulicos telescópicos utilizados hoy en día.

Con cada irregularidad, bache o cada curva se produce energía cinética que hasta la fecha se pierde en forma de calor. Con el nuevo amortiguador electromecánico, conectado a un sistema eléctricos de 48 voltios, se puede transformar esa energía en electricidad.

Un brazo absorbe el movimiento de la rueda y transmite la fuerza a través de un grupo de engranajes a un motor eléctrico, que la convierte en electricidad. La capacidad media de recuperación fluctúa entre 100 y 150 vatios según los ensayos realizados en carreteras alemanas, con mínimos de 3 vatios en autopistas bien pavimentadas y 613 vatios en una carretera secundaria bacheada. Con un uso normal se podría llegar a un ahorro de CO2 de aproximadamente 3 gramos por kilómetro.

El sistema eROT, además, puede definir su grado de dureza mediante un software. De tal forma el confort o la deportividad del modelo no se vería comprometida. Así como la dinámica de conducción y la seguridad.

Otra ventaja del nuevo sistema de amortiguación es su geometría: los motores eléctricos dispuestos horizontalmente en la zona del eje trasero sustituyen a los amortiguadores telescópicos verticales, de tal forma que ofrece un espacio adicional para aumentar la capacidad del maletero. Por el momento sólo se está probando en el eje trasero, aunque si el proyecto tira hacia adelante Audi ya ha asegurado que no habría prácticamente ningún problema en trasladar esta configuración al eje delantero.

Según la marca alemana, los ensayos iniciales para la tecnología eROT son prometedores y, por tanto, sería totalmente posible su uso en futuros modelos de la marca. Aunque para ello es necesario un sistema eléctrico de 48 voltios, una tecnología clave en la estrategia de electrificación de Audi planeada para 2017.

Recibe todas las novedades

¡Suscripción recibida! Si es la primera vez que te suscribes, recibirás un e-mail para que valides tu correo electrónico y empieces a recibir nuestro boletín de noticias.

Se ha producido un error al darse de alta en el boletín

20 votos

Noticias de coches por marca

Recibe todas las novedades

Se ha producido un error al darse de alta en el boletín