AutoGas, la alternativa real para una movilidad sostenible

5 de diciembre 2017

patrocinado

A menudo oímos hablar de restricciones a la circulación de vehículos en las grandes ciudades, de nuevas fórmulas de movilidad sostenible, de la necesidad de renovar el parque de vehículos en España, que en el caso de los turismos alcanza los 12 años de edad media… En este sentido el AutoGas o GLP (Gas Licuado de Petróleo) de automoción destaca como una energía alternativa real para la locomoción.

Este carburante alternativo es el más utilizado con más de 25 millones de vehículos a nivel mundial, de los cuales 15 millones ruedan por Europa. En España la cifra supera los 50.000 con el objetivo de alcanzar los 250.000 vehículos en 2020.

A finales de junio entraba en vigor el esperado Plan Movea 2017, cuyo presupuesto apenas duró dos meses por la gran demanda que se registró. Ahora el Gobierno acaba de anunciar un nuevo plan de ayudas a la compra de vehículos propulsados por energías alternativas, el Plan Movalt, que dará un nuevo impulso a fórmulas como el GLP de automoción.

¿Qué ventajas ofrece el AutoGas?

Este combustible alternativo es una mezcla de propano y butano con las ventajas de ofrecer idénticas prestaciones que los combustibles tradicionales, pero al mismo tiempo reduciendo las emisiones casi por completo.

El AutoGas contribuye de forma efectiva a la mejora de la calidad del aire por sus bajas emisiones de partículas y óxidos de nitrógeno (NOx). Concretamente, reduce las emisiones de NOx en un 70% y hasta en un 90% las de partículas respecto a los combustibles convencionales. También contribuye a reducir los problemas derivados del efecto invernadero al disminuir las emisiones de CO2.

Asimismo, los conductores de un vehículo propulsado por AutoGas disfrutarán del etiquetado ‘ECO’ de la Dirección General de Tráfico. Esta etiqueta les da derecho a una bonificación de hasta el 75% del impuesto sobre vehículos de tracción mecánica en Barcelona y Madrid, ayuda que varía en otras Comunidades Autónomas, y exención del pago del impuesto de matriculación. Además, en Madrid, podrán circular por el Bus VAO cuando lo indique la señalización, circular por el interior de la M-30 durante las restricciones de tráfico por contaminación y obtener bonificaciones en zonas de aparcamiento regulado. En Cataluña, las ayudas se centran en descuentos en los peajes de la Generalitat y el libre acceso al carril VAO C-58.

Otra de sus ventajas es que el GLP para automoción ofrece un ahorro de gasto de carburante de hasta un 40% respecto a los carburantes convencionales. A esto se suma que el precio de los vehículos propulsados por AutoGas es muy competitivo respecto a vehículos híbridos y eléctricos.

La mayor diferencia con respecto a un vehículo tradicional es que los que utilizan AutoGas disponen de dos depósitos, uno para la gasolina y otro para el AutoGas. Ambos se pueden utilizar indistintamente, duplicando la autonomía del automóvil. 

El conductor elige si conduce con gasolina o AutoGas. Lo puede decidir en cualquier momento solo con la activación de un conmutador instalado en el salpicadero del vehículo, independientemente de que el vehículo esté en marcha.

La autonomía de un vehículo propulsado por AutoGas para automoción depende del tamaño del depósito instalado y de la potencia del coche. Para motores de 100 CV con un depósito de gas de 74 litros se obtienen autonomías en combinaciones de recorridos urbanos y extraurbanos de entre 500 y 600 kilómetros sólo con AutoGas. Además, al poder alternarlo con el depósito de gasolina, un vehículo de estas características podría realizar alrededor de 1.200 kilómetros sin necesidad de repostar

A esto se suma que los vehículos que utilizan AutoGas tienen la misma tecnología, las mismas prestaciones y los mismos tiempos de repostaje que los vehículos convencionales, sin embargo, la conducción es más suave, silenciosa y sin vibraciones.

¿Cómo puedo disponer de un vehículo de AutoGas?

Existen dos formas: adquiriendo un vehículo nuevo o bien transformando un vehículo de gasolina.

Actualmente en los concesionarios de los fabricantes más importantes del mercado se puede encontrar una amplia oferta de modelos de vehículos AutoGas: Fiat, Alfa Romeo, Opel, Dacia, Renault, SsangYong, Subaru, Ford, Citroën y Peugeot. 

En el caso de que dispongas de un vehículo de gasolina, podrás utilizar AutoGas tras realizar una sencilla adaptación del vehículo en alguno de los 800 talleres transformadores que existen en España. Si el vehículo es Euro 4, 5 o 6 con esta adaptación se obtiene directamente la etiqueta ECO de la DGT.

La transformación tiene un coste aproximado de 1.000 € pero algunas autoridades locales y autonómicas conceden subvenciones que cubren parte de esta operación. Además, los ahorros en consumo que se logran gracias al AutoGas hacen que esta inversión se amortice rápidamente. 

Para ayudar a los conductores de un vehículo con AutoGas, Repsol ofrece 400 euros en repostaje a los compradores de un vehículo nuevo y 600 euros para repostajes a los que realicen la transformación.

¿Dónde puedo repostar AutoGas?

A diferencia de lo que ocurre con los vehículos eléctricos, todavía con una red de recarga insuficiente, en el caso del AutoGas ya disponemos de una amplia red de estaciones de servicio donde repostar. En España ya se han superado los 550 puntos de recarga y ya se puede cruzar el país de punta a punta solo con este combustible. 

Repsol lidera la comercialización y distribución de AutoGas en el mercado español con más de 370 puntos de suministro en sus estaciones de servicio de la Península y Baleares. Además, sus clientes pueden beneficiarse de todas las ventajas que ofrece la compañía a través de sus programas de fidelización, Repsol más y Repsol más Profesional.

¿Es un combustible seguro?

Es importante saber que el AutoGas se somete a los mismos estándares de calidad y seguridad que el resto de carburantes. 

Y cuando hablamos de los depósitos hay que decir que son 20 veces más resistentes y pueden aguantar más presión que los de gasolina. Además, este combustible no es tóxico, ni corrosivo, y en su estado gaseoso, no representa ningún riesgo de derrame. 

Todas las llamadas energías alternativas jugarán un papel destacado para evolucionar hacia una más movilidad sostenible pero la única alternativa real a día de hoy por infraestructura, autonomía y economía es el AutoGas.

Recibe todas las novedades

¡Suscripción recibida! Si es la primera vez que te suscribes, recibirás un e-mail para que valides tu correo electrónico y empieces a recibir nuestro boletín de noticias.

Se ha producido un error al darse de alta en el boletín

21 votos

Noticias de coches por marca

Recibe todas las novedades

Se ha producido un error al darse de alta en el boletín