publicidad

Te hemos redirigido al sitio web completo. Vuelve a coches.net versión móvil X
Lamborghini Egoista

Lamborghini Egoista

Joan Dalmau

9 fotos

6 votos

Bonito detalle para el 50 cumpleaños

ver galeríaLamborghini EgoistaInspiración aeroespacial para el más exclusivo de los Lamborghini.Lamborghini cumple este año 50 años y la marca decididó dar una sorpresa a un selecto grupo de clientes con los que festejaba tal acontecimiento. Esos clientes fueron los primeros en descubrir el Lamborghini Egoista, un concept car único creado para demostrar que la marca del toro es capaz de llevar hasta las últimas consecuencias u pasión por los deportivos extremos.

Lo de Egoista le viene al pelo ya que se trata de un monoplaza. Efectivamente, bajo esa carlinga naranja -un color que no le permitiría circular por la vía pública- se encuentra, centrada en relación a la anchura del coche, la única plaza disponible a bordo. Una plaza, por cierto, a la que se accede de manera un tanto compleja.

La carlinga, inspirada, como todo el coche, en el helicóptero de combate Apache americano, se eleva hacia arriba abisagrada al coche por su parte delantera. Hecho esto, el asiento "emerge" para recoger al conductor que puede pisar una zona concreta de la carrocería, convenientemente indicada, antes de meterse en el habitáculo y esperar que el asiento le sitúe frente al puesto de conducción.

Éste, como vemos en la imagen inferior, destaca por su sorprendente entorno en color naranja. La tela acolchada que recubre el asiento baquet tapiza también los laterales del cockpit y la instrumentación, minimalista y digital, esta situada sobre una estructura de fibra de carbono. El conductor dispone de un head up display al estilo del de los cazas aunque en este caso no haya nada que cazar.

ver galeríaLamborghini EgoistaEl puesto de pilotaje incluye instrumentación digital y head-up display.El coche es automático, se maneja mediante levas tras el volante y éste tiene forma de X, parecida a la de los volantes de los Fórmula 1. A ambos lados del conductor, dos pantallas de video permiten ver lo que se acerca por detrás... al dar marcha atrás ya que difícilmente alguien conseguirá, en conduciones normales, dar alcance a la bestia en carretera.

La carrocería del Egoista es de fibra de carbono y la marca asegura que tiene un tratamiento similar al de los cazas "invisibles" Stealth. No se trata, en este caso de ninguna argucia para esquivar las multas de tráfico ya que, insisto, el Egoista no será homologado para circular en carretera abierta. Las formas son, de nuevo, de clara inspiración aeronáutica y se deben al triunvirato formado por el Director de Diseño del Grupo Volkswagen, Walter da Silva, y dos miembros de su equipo, Alessandro Dambrossio, que le ha echado una mano con la carrocería, y Stefan Sielaff, que ha firmado el habitáculo.

ver galeríaLamborghini EgoistaEspectacular vista cenital del coche donde se aprecian la carlinga naranja y su peculiar iluminación.El coche tiene, todo él, inspiración aeroespacial, lo que se comprueba perfectamente en la vista cenital. Además de observar la posición de conducción central, se puede ver la forma casi de platillo volante del aparato y la peculiar iluminación de LED, con luces anaranjadas que iluminan los bajos, LED frontales blancos y unas luces de posición verdes y rojas en el techo.

Lamborghini explica en su comunicado que el Egoista dispone del motor V10 de 5,2 litros potenciado a 600 CV lo que significa que bajo esa carrocería con alerones móviles para generar apoyo aerodinámico activo y ayudar a la frenada a alta velocidad se esconde el chasis del Gallardo y, por tanto, su sistema de tracción integral y su cambio automático, lo que, dicho sea de paso, no deja de ser un homenaje al coche que tan leales servicios ha prestado a la marca en los últimos años.

Este sorprendente Lambo, ejemplar único, no se fabricará en serie y no creemos que esta vez la marca intente colocarlo a alguno de sus adinerados clientes como ya hizo con el Aventador J, también ejemplar único o con las tres unidades del Veneno, visto en Ginebra, de las que ya disfrutan los tres afortunados que tenían en el cajón de arriba de la cómoda los 3,58 millones de euros que valía cada uno de ellos. El morro del Egoista, por cierto, se parece muchísimo al del Veneno y no es de extrañar ya que ambos están inspirado en aparatos voladores con muy malas pulgas.

ver galeríaLamborghini EgoistaEl alerón trasero es retráctil y aumenta el apoyo aerodinámico en curva.

6 votos

Los que han leído esta noticia, también han leído...

publicidad